Qué el frío y la lluvia no detengan el pedaleo